Cuánto dinero puedo pedir en un préstamo online en el acto

La economía doméstica es muy volátil y en cualquier momento pueden surgir gastos inesperados. La aparición de una avería en el cuarto de baño, la rotura del motor del coche o, simplemente, la necesidad de afrontar el pago de un viaje son circunstancias que pueden poner en un compromiso a las personas que no cuentan con una liquidez inmediata para afrontar pagos y poder resolver sus problemas.

Para quienes se enfrentan a un imprevisto de estas características están especialmente pensados los microcréditos, una solución de financiación que ofrecen empresas especializadas y que cada año cuenta con más clientes gracias a que pueden tener el dinero que necesitan en su cuenta en menos de 24 horas, sin preguntas innecesarias y sin tener que acudir de forma presencial a cualquier lugar.

Estos préstamos al consumo tienen una serie de características comunes entre las que destacan que son créditos de poco dinero que, normalmente, se devuelven en un corto periodo de tiempo. En concreto, la mayor parte de estos mini créditos tramitados por empresas como Bonsai Finance suelen tener un valor que oscila entre los 300 y los 800 euros con un plazo de devolución de un mes.

El perfil de solicitante de este tipo de préstamos son aquellas personas que carecen de dinero en efectivo para afrontar el pago surgido de una forma imprevista pero que saben que van a disponer del dinero en el futuro. Por ello, optan por conseguir esta financiación de una forma inmediata, resolver el problema y devolver el dinero de una forma también rápida para generar los menores intereses posibles con el crédito.

Para acceder a estos préstamos tan sólo hay que tener acceso a Internet, ya que todos los trámites se hacen de forma online. De este modo, el interesado debe registrarse en la empresa de financiación online, rellenar un pequeño cuestionario y solicitar el crédito que necesita y el plazo de tiempo en el que tiene previsto devolver el dinero.

Con estos sencillos plazos y tras aportar documentación personal (DNI, número de teléfono y número de cuenta bancaria), los responsables de estas empresas de financiación online proceden a estudiar cada caso e ingresar el dinero en la cuenta facilitada en un plazo inferior de 24 horas. En la mayoría de las ocasiones el mini crédito se aprueba en cuestión de minutos, algo impensable en un banco tradicional.

Toda esta implementación de tecnología para ofrecer una mejor experiencia de cliente ha hecho que las empresas de mini créditos online se hayan convertido en la mejor solución para todas aquellas familias que requieren dinero de una forma inmediata. Tal es así que cada vez son más operadores los que se dedican a ofrecer este tipo de financiación, lo que ha ayudado a hacer más competitivo el sector de la financiación, beneficiando a los clientes al tener más opciones de financiación a un menor tipo de interés.

Sin tener que explicar para qué es el dinero

La rapidez con la se conceden este tipo de créditos de poco dinero también está motivada porque las empresas no piden información innecesaria para ellos como, por ejemplo, en qué se va a dedicar el crédito. Algo común en las entidades financieras tradicionales y cuyo estudio suele retrasar durante semanas la aprobación de esta financiación que, en algunos casos, es un aspecto crucial para los solicitantes del préstamo.

Pagar sólo por el dinero que necesitas

Otra de las ventajas de este tipo de préstamos online es que el cliente sólo pide el dinero que necesita. Sin redondeos. En la banca tradicional lo normal es que las entidades financieras pidan una cantidad mínima de préstamo para poder sacar rendimiento al crédito ofrecido. En las empresas de financiación online cada cliente puede solicitar exactamente el dinero que necesita, por lo que no tendrá que pagar intereses extra al solicitar más dinero que el que realmente necesita.

Por ello, a la hora de pedir un préstamo de estas características, hay que seguir una serie de consejos para hacerlo de la forma más acertada posible y optar por la opción que más se ajuste a nuestra necesidades. Estos son los dos pasos imprescindibles a seguir:

Estudia la cantidad exacta de dinero que necesitas. Las empresas de financiación prestan dinero a cambio de un tipo de interés por la cantidad solicitada. Por ello, cuánto más dinero pidas más dinero pagarás en concepto de intereses. Para reducir este gasto, el solicitante tiene que analizar exactamente el dinero que necesita y solicitar el crédito por esa cantidad.Leer las condiciones del contrato. Una vez que se ha iniciado el trámite hay que leer detenidamente las condiciones del contrato y fijarse en los tipos de interés establecidos, teniendo en cuenta situaciones como el aplazamiento de los pagos o la posibilidad de adelantar el dinero. Tener todo claro y revisado puede ahorrarnos más de un dolor de cabeza

Ahorra con el uso de los códigos descuento



En la actualidad recoger el correo es cada vez una tarea más “desagradable”, ya que siempre llega alguna factura nueva que pagar, y sin saber cómo cada vez el importe de la misma siempre es más elevado que el mes pasado. Es por eso que en la vida del día a día todos aquellos pequeños detalles que consigan que se ahorre unos euros siempre son bienvenidos.

Esto cada vez se convierte en algo más sencillo, solo se debe aprender cómo realizar las compras de un modo más eficiente y así conseguir ahorrar en todas tus tiendas. Las compras por internet tuvieron su inicio hace algunos años, y crearon una nueva manera de comprar, es mucha la gente que se unió a esta moda ya que encontraron rápidamente las ventajas que este tipo de compraventa tenía que ofrecerle.

Y es que a la comodidad de las compras por Internet, tan novedosas hace unos años como habituales ahora, se le ha venido a sumar una nueva ventaja: la de poder hacer uso de los cupones descuento, que en algunas ocasiones llegan a permitir un ahorro de hasta el 50% e incluso superior.

¿Cómo conseguirlo? De una manera muy sencilla: utilizando los códigos descuento, algo tan fácil como buscar en Internet en la página adecuada, como Tucodigodescuento.net y conseguir esos códigos descuento que van a suponer rebajas directas en cualquier producto que se encuentre a la venta: ropa, imagen, sonido, viajes, ocio, bares, cosmética… ¡Cualquier cosa!

El comercio por internet se ha convertido en una alternativa a los que muchos se han sumado, y es que ahorrar es algo que hoy en día está al alcance de cualquiera, solo se debe aprender cómo hacerlo. En 2014 el 32% de la población española ha realizado una compra por internet, incrementando el comercio digital, esperándose un incremento para 2016 en un 43% de los usuarios que realicen las compras por internet con el uso de código descuento.

Se acabaron las interminables tardes de búsqueda del punto de venta más económico ya que las empresas hoy en día tienen muy presente lo importante que es el tiempo para cada uno de nosotros y es por ello que trabajan en internet y facilitan las compras y te ofrecen los códigos descuento, además de métodos de pago más seguros ganado la confianza de los usuarios más susceptibles a las compras online. No lo dudes más y únete a las compras online con el uso de los códigos descuento y empieza a disfrutar de todos sus beneficios.

Aspectos a tener en cuenta al solicitar un crédito

La plataforma a elegir dónde solicitar el crédito es fundamental para evitar las estafas o engaños.

Solicitar un crédito por Internet es la forma más sencilla de obtener el dinero requerido para resolver un imprevisto, pagar una deuda inmediata o comprar algo necesario. Sin embargo, a la hora de solicitar este tipo de préstamo, es necesario tener en cuenta algunos puntos importantes para evitar la estafa o engaños.

1. CRÉDITOS RÁPIDOS CON ASNEF


Asnef, también conocido como la Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, es un registro donde se anotan todas las deudas ya ejecutadas y también las que están sancionadas por el juez, sirve como herramienta para filtrar la morosidad, junto con el RAI. Normalmente si la persona está dentro de alguna de estas listas le será muy difícil, sino imposible, solicitar un crédito tradicional bancario, salvo que posea una propiedad que hipotecar. No obstante, si se necesita dinero rápido con Asnef, se puede optar por los microcréditos, ya que tienden a ser más sencillas su solicitud y aprobación porque las cantidades a prestar son más pequeñas.

Las condiciones para solicitar este tipo de créditos con Asnef son que la cantidad reflejada en los registros de morosos no sobrepase los 2.000 euros y que el concepto del impago no sea cuotas de préstamos o pago de tarjetas de crédito.

2. ELEGIR LA PLATAFORMA INDICADA


Con respecto a los créditos rápidos, se debe saber bien cuál es la mejor opción para solicitarlo, tanto para obtener las mejores condiciones, como por la seguridad del usuario. Incluso, cuando se trate de personas inscritas en el Asnef, deben elegir la mejor plataforma amigable para su condición.

Lo primero que se tiene que tomar en cuenta a la hora de elegir la mejor entidad financiera digital, es que en España la forma más segura de solicitar dinero es por medio de las plataformas web autorizadas por la ley, y reguladas por el órgano controlador respectivo, ya que con ello se evita el riesgo de ser estafado o de pagar costes de interés cercanos a la usura.

Para evitar los engaños, y obtener la mejor opción para el préstamo, los comparadores de créditos rápidos serían la solución más indicada. Además de ahorrar tiempo, los comparadores ofrecen un listado de las mejores opciones en el mercado, a la vez que informan sobre las ofertas que son estafa y apuestan a la objetividad y rapidez.

Préstamos rápidos especiales

Hay imprevistos en la vida que  en ocasiones nos obliga a realizar gastos que superan nuestro capital ahorrado y debemos recurrir a los préstamos personales rápidos para cubrir la coyuntura. Los hechos especiales pueden derivar de algún acontecimiento a como una fiesta, un aniversario, un convite o cualquier distinto tipo de evento que requiera de cantidades de dinero importantes.

En algunos casos operaciones estéticas que no son cubiertas por las obras sociales y que deben ser abonadas por los interesados en las clínicas o sanatorios aun son motivo de solicitud de créditos para poder saldar el hecho. Para este patrón de consumición u otros similares los préstamos personales rápidos son una posibilidad cierta y accesible.

Los bancos, financieras o entidades de crédito tienen un apartado individual para los préstamos personales que se solicitan para accidente especiales. Algunas financieras pueden encluso conceder creditos rapidos sin papeles. Las líneas de créditos especiales para este tipo de gasto o inversión no difieren en mucho de los que son solicitados para los de consumición, o compra de vienes muebles o inmuebles si se cuenta con los requisitos que las entidades tienen establecidos en todo lo que a las garantías mininas exigibles.

En muchos casos este tipo de créditos se otorgan con avales de terceros por ser atípicos y las garantías que las entidades solicitan pueden ser más complejas que en otros tipos de préstamos personales rápidos. Los préstamos personales no son otra cosa que poder gozar de un bien o servicio de forma anticipada y abonarlos en cuotas que se pueden extender por meses o años de acuerdo al total y a la capacidad de pago del interesado.